Quintana Roo, México.

© 2019 by ActivistasQRock.

El día que comenzó Casa Animal una de todas las muchas ideas que surgieron fue apoyar con alimentos a personas con vulnerabilidad social, en situación de calle, personas que no tienen la posibilidad de alimentarse ese día.Sabemos que muchas desigualdades sociales están conectadas y nos parece una gran oportunidad poder brindar comida sana y deliciosa.
Cómo todos los meses vamos a reunirnos a preparar alimentos a las 7:30am en Casa Animal para de ahí salir a las calles.

Con esta actividad también queremos dar a conocer una de las principales problemáticas de consumir productos de origen animal. 

Mientras más carne comemos, menos comida hay para alimentar a otras personas. Esto se debe a que los animales de granja no son convertidores eficientes de alimento. Sencillamente, obtenemos menos calorías en la carne, la leche y los huevos de lo que ingerimos.

La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación lo expresa de esta manera: "Cuando el ganado se cría en sistemas intensivos, convierte los carbohidratos y las proteínas que de otra manera podrían ser ingeridos directamente por los humanos y los utilizan para producir una menor cantidad de energía y proteínas".

En total, un tercio de la cosecha mundial de cereales y el 90% de la cosecha mundial de soya se destina a los animales de granja. Si estos cultivos estuvieran disponibles para las personas, hoy podríamos erradicar el hambre en el mundo. En cambio, esta noche, 820 millones de personas se irán a dormir con hambre. Comer carne no es sustentable.